jueves, 15 de octubre de 2015

A MÍ ME GUSTAS

A mí me gustas como para recordarte hasta que la noche sangre, como para ver el trágico goteo de los días sin ti tras el sucio cristal helado de mi desordenada habitación en la que no puedo encontrar la realidad. A mí me gustas como para soportar dosis letales de dolor esperando una sonrisa con besos que me inyecte morfina.
Tal vez por eso sigue el cadáver de este sueño en mi interior mientras tú lo tienes enterrado y lo lloras cuando le llevas flores. Quizá por eso algo huele a muerto en mi almohada y me acaricia con su gélida mano la nuca susurrándome tu nombre. Sé que la lógica te escribe los peores versos del mundo para conquistarte y meterse entre tus sábanas.
A mí me gustas como para poner una canción triste en una noche de lluvia en la que tú eres la única luz que hay en el negro bostezo del insomnio. A mí me gustas como para sólo serte infiel abrazando a la soledad, como para acuchillar tus dudas y miedos, como para perdonarle la vida a tus lágrimas cuando necesites llorar.
Hay algo dentro de mí que está roncando antes de despertar e iniciar una lucha que me va a herir. Y ya no seremos dos luchando contra esos monstruos, seré yo solo, y no entero, sólo esa parte que te quiere mientras que todo lo demás me traiciona. Va a haber mucha sangre que limpiar, muchos muros que levantar y pintar de un gris nublado, sentimientos que descolgar y tirar… otros los barreré debajo de la alfombra sin que me veas.
A mí me gustas como para coronarme los dedos en los anillos de tu pelo, como para haber cosido mi alma a ti y que se deshilache cuando tires poniendo distancia por medio. A mí me gustas como para no tener miedo a esta profecía.

7 comentarios:

  1. Mira, iba a ponerte algo ingenioso y tal, pero me he quedado sin palabras. No suele pasar, así que disfrútalo. Eres el puto amo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es difícil dejarte sin palabras, así que no sé qué habré hecho. Amo de algo que no se puede controlar.
      Muchas gracias :)

      Eliminar
  2. Creo que es, este texto, lo primero que leo de ti. Abrumadora narrativa de anclaje, el amor elevado por encima de todo. Un modo que roza lo siniestro para exponer tan puros sentimientos. Denota devoción por la escritura, y la búsqueda de la luz entre la oscuridad más absorbente. Sensacional.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por comentar, Edgar. La verdad es que he sido tan oscuro escribiendo a veces, que ni siquiera he visto nada siniestro aquí. Puede que los sentimientos sean siniestros, no dejan de ser macabros per se. Muchas gracias por la buena crítica.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. "...como para acuchillar tus dudas y miedos, como para perdonarle la vida a tus lágrimas cuando necesites llorar." Te has convertido en el chico ideal de mis versos.
    Te he echado mucho de menos, gracias por publicar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi problema es precisamente ese, que sólo soy ideal en el papel o, al menos, soy mejor que en la realidad.
      Muchas gracias por estar siempre ahí.
      Un abrazo.

      Eliminar

Todo lo que calles, te violará por dentro. Así que habla.