jueves, 6 de noviembre de 2014

TÚ QUE... Y YO QUE...



Yo, que me bebí hasta la luna que resbalaba por tu ombligo y me fumé cada uno de tus gemidos sostiéndolo en si bemol en mis pulmones. “¿Y a qué te dedicas?” Me dijiste tras el primer orgasmo, y yo que a desatar tormentas entre tus bragas rotas ensangrentadas. Y tú que si siempre hablo así y yo que si siempre escuchas con los ojos tan abiertos. Segundo orgasmo y no parpadeas para no perderme de vista. Mis huevos, dos lunas rojas y el sudor, lágrimas de placer secándose piel contra piel. Y tú “qué bien follas” hinchando el pecho y yo “la vida me enseñó por el culo”. Vuelves a la carga y yo a  atrincherarme en ti con mis bombas y contraataques. La guerra entiende de treguas y el amor usa uranio enriquecido.
Coagula tu sangre y el tiempo tampoco corre, un cigarro, un trago y un par de miradas con sonrisas incontenidas mezcladas con alcohol y hierba sin flores, que para primavera ya estabas tú y yo no era más que otoño cambiando los colores. Y maldita sea, ¿quién quiere putas si me estás costando tres cuartos de corazón y la otra parte está intentado que tus tetas no sean mi ataúd del dolor?
Me falta realidad y a ti, cocaína. Estoy empapado y bebes de mi cuerpo, de mis telarañas y tu sangre. Me dejaré la carne del prepucio mañana por ti, o por el camino a casa apoyándome por las paredes. “Escríbeme un par de líneas mientras yo te dedico un par de rayas cuando llegues a casa” me dices. Y este eructo va por ti, esta arcada también, la meada, los ronquidos y las babas espesas en la almohada. Te escribiré cuando sienta nostalgia o una irreductible erección.
Otra noche, y tú “te echo de menos”, y yo “a ratos, cuando el tiempo se convierte en ratas famélicas”. Tú que te arrinconas sobre la pared del bar mientras me llevas hacia ti… “Es extraño estar en un rincón sin llorar” te susurro y tú me consuelas apretando dos planetas. Cada caricia me lleva a la luna y yo me siento que te estoy bajando el sol porque estás ardiendo.
Y en el baño que si quiero un horizonte blanco que esnifar y yo que te quiero a ti. Y tú “¿Me vas a follar aquí”? Y yo que si quieres que tires de la cadena para que el agua me lleve. “Tonto”, dices; “hija de puta” te respondo con un beso. “Joder, ya están dos follando ahí dentro. ¡Me cago en vuestra puta madre!” dice una voz femenina. Tú gritando “¡Zorra!” y yo pensando que espero que sea más barata que tú, que no me cueste tantos latidos, ni suspiros, ni cigarros, ni tragos.
Que si voy a tu casa y yo que voy mientras me llevas a tomar por culo. No hay más luna que tus pupilas dilatadas. Aprietas como la muerte lo hace con la vida y mi esperma se suicida en la tumba de tu coño mientra sonríes como una bruja que va a ser quemada en la hoguera.
“Que es hora de volver a la realidad”, me dijiste un anochecer; y yo pues que vale, que te echaré de menos hasta me cace otra loba que no encuentre luna a la que aullar. A veces me llamas, pero siempre me pillas de resaca y pienso que es el despertador. Dime, ¿no cambia nada estar con alguien que no te escribe?

11 comentarios:

  1. lindo,sensual y personalmente muy romantico,grafico y pintado con estilo particular,me gusto,sin duda y compartido. gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizá haya más suciedad de lo conveniente y que sea de lectura complicada debido a la puntuación.
      Gracias a ti por leerme tan bien y tan rápido.

      Eliminar
  2. "Te echaré de menos hasta que me cace otra loba que no encuentre luna a la que aullar", magnífico. Me has hipnotizado desde la primera línea con éste relato.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! Supongo que en el amor siempre hay depredadores y presas. Es un placer esas palabras viniendo de alguien que escribe como tú y que me da cien vueltas escribiendo en esta temática :)

      Eliminar
  3. "Dime, ¿no cambia nada estar con alguien que no te escribe?" Joker, lo hiciste una vez más. Me encanta leerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que algo debe de cambiar, ¿no? Pero no sé qué es.
      Muchas gracias, Rossana.

      Eliminar
  4. Es impresionante la forma en que has descrito el amor imposible. Creo que está lleno de realidades y es, sobretodo, por lo asqueroso que lo pintas. Impresionante Whitejoker. Me has dejado sorprendidísima porque me resulta muy romántico. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me has sabido leer muy bien, porque quería transmitir amor usado esa asquerosidad (ni siquiera sabía si iba a conseguirlo, pero supongo que hay que arriesgar). Siempre se habla de amor desde una actitud idealista o derrotista, con ira... Quería una relación tóxica, pero bonita. Mostrar que no tiene por qué ser todo perfecto, pero ser bello de alguna manera.
      Un abrazo, Ana.

      Eliminar
  5. Al leerlo, mi pequeño cuerpo carnoso y eréctil situado en la parte más alta de mi vulva, imploraba que lo toque, masturbacion y corrida a chorros ademas de la sensacion de " podria enamorar a este capullo pedante ".....
    Irreverente , descarado, tierno y adorable.
    Mis respetos Mr Joker. tanto placer a su salud!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Escribiendo, hay que perderle el respeto al mundo. No solemos experimentar sentimientos puros, siempre hay mezclas.
      Muchas gracias por el halago y el erotismo de tus palabras.

      Eliminar

Todo lo que calles, te violará por dentro. Así que habla.